KAYABA “Katsuodori” Ram-Jet Fighter

KAYABA “Katsuodori” Ram-Jet Fighter

Meng Models, Escala 1/72, DS-001


Material y Piezas:

Plástico inyectado (62 piezas), plástico transparente (2 piezas). El kit trae piezas para realizar dos modelos.

Calcas:

Tras su examen, parecen que son de buena calidad, la impresión es nitida y los colores parecen solidos, incluyen los característicos “Hinomaru’s” para las dos maquetas, e insignias para un ejemplar de la Armada y otro del Ejército.

Opciones:

  • Imperial Japanese Army Aug. 1945
  • Imperial Japanese Navy Aug. 1945

Nota: Ambas decoraciones son supuestas, pues el aparato nunca entró en producción.

Instrucciones:

Folleto de un tamaño no estandarizado al menos en lo que yo conozco, en chino, inglés y japonés, breve introducción histórica, y 7 pasos de montaje con diagramas grandes y muy claros, guía de colores y de colocación de calcas.

Lo Mejor:

Maqueta de un avion poco conocido y diferente, hasta donde yo conozco nunca antes realizado en plástico inyectado. Paneles incisos finamente grabados, aunque quizás un poco sobredimensionados para la escala.

La relación calidad precio es inmejorable, pues por menos de 10,00 €, tenemos un kit completamente diferente y de muy facil montaje, apto tanto para modelistas noveles como avanzados.

Lo Peor:

Incongruencias entre el puesto de pilotaje y la disposición del motor.

Comentarios:

Meng es una de las marcas “emergentes” que viene de China y que junto con otras, están indiscutiblemente sirviendo de revulsivo a la afición, tanto por la cantidad, como por la calidad de sus productos y en muchos casos, como el que nos ocupa con propuestas muy novedosas, originales y alejadas de lo conocido hasta ahora.

La sencillez del avión y del kit, ha propiciado que se hayan incluido piezas para construir dos “Kayabas”, la caja contiene dos grapas de plástico gris, con las piezas necesarias para construir con cada una de ellas un avión, el kit se completa con una grapa con dos carlingas transparentes, la hoja de calcas para las dos versiones propuestas y las instrucciones. Todo viene en sus bolsas de plástico, resultando una presentación muy cuidada.

Analizando el kit, lo mas llamativo es la incongruencia que presenta en la zona de la cabina, se supone que la toma de aire frontal sirve de entrada al motor, pero como se puede ver en la foto adjunta, es imposible que el conducto de aire salve el habitaculo del piloto, delimitado en la imagen por las líneas rojas, por lo cual se deduce que el kit está mal dimensionado, pues el puesto del piloto debía de ocupar otra posición, tambien puede deberse a que los planos en los que se haya basado el fabricante, no pasaran de ser croquis, o bocetos previos al diseño definitivo.

Algo parecido ocurre con los dos cañones de 30mm., ya que por la posición que ocupan en el fuselaje deben inevitablemente de aparecer en la cabina en los laterales, ¡demasiadas cosas para tan poco espacio!.

Obviando esto, el kit plantea diversas opciones, como son la colocacion o no de los cuatro cohetes laterales, el tren de despegue, similar al del Komet, o el carrito de transporte para exponerlo sin el mencionado tren de despegue, tras observar imágenes en la Web, se aprecia en algunas de estas ilustraciones un patín ventral para el aterrizaje, cosa bastante razonable y que el kit obvia por completo. Tambien me ha llamado la atención, la inclusión de unas piezas para colgarlo de la panza de los bombarderos japoneses, incluyendo croquis para situarlo en el Nakajima Ki67 “Peggy” y el Nakajima G8N “Rita”, me ha llamado la atención, la exclusión del Mitsubishi G4M “Betty” usado para transportar al caza Yokosuka MXY-7 “Ohka”, y que quizás fuese la opción más razonable.

Las pruebas de encaje han sido muy satisfactorias, practicamente no hará falta hacer uso de la masilla, para dejar el kit listo para pintar.

El interior de la cabina es algo espartano, careciendo de ningun detalle en las paredes laterales, el tablero de mandos es suficiente para la escala, aún considerando poner la cabina cerrada, debido al tamaño de la misma, conviene añadir algún detalle para ganar verosimilitud.

Las instrucciones son muy buenas, con esquemas claros y precisos, y con referencias de pintura en “Hobby Color”, “Mr. Hobby” y “Vallejo”.

Obviando la incongruencia de la cabina con la entrada de aire, es un kit muy atractivo y agradable de construir, ideal para los amantes de la aviación japonesa de la 2ª G.M., o simplemente para hacer de forma despreocupada una maqueta diferente y pasar un buen rato, haciendo algo muy diferente a lo habitual.

Valoración:

7/10

Más Información:

En la Web de Meng Models.

Fotografías:

Deja un comentario